Edad Contemporánea

Conoce y conecta La Revolución Francesa.

Los hombres son movidos por dos palancas solamente: miedo e interés propio.

NAPOLEÓN BONAPARTE.

¡Saludos Jugones de la Historia!

 

 

 

Introducción

En este informe de Juega la Historia hablaremos sobre la Revolución Francesa. ¿A qué videojuego de estrategia histórica pensas que lo podremos conectar?

¡Sigue leyendo!

 

La Revolución Francesa fue un período de agitación social y política radical en Francia que duró de 1789 a 1799. Estuvo marcada por una serie de eventos y transformaciones que cambiaron fundamentalmente la estructura política y social de Francia.

Las siguientes son las causas principales:

Desigualdad socioeconómica

Francia en ese momento estaba dividida en tres estados, con el clero y la nobleza disfrutando de privilegios y exenciones mientras que la mayoría de la población, el Tercer Estado, enfrentaba fuertes impuestos y dificultades económicas.

Ideas de la Ilustración

Movimientos intelectuales como la Ilustración influyeron en la población francesa, promoviendo ideas de libertad, igualdad y soberanía popular, desafiando la autoridad tradicional de la monarquía y la aristocracia.

Crisis financiera

Francia enfrentó graves problemas financieros debido a décadas de guerra, gastos extravagantes de la monarquía y un sistema fiscal ineficiente. Los intentos de abordar el problema, como imponer impuestos a la nobleza, generaron resistencia y exacerbaron aún más la crisis.

Revolución Francesa

Eventos Claves

 

Estados Generales

En 1789, el rey Luis XVI convocó los Estados Generales, una asamblea que representaba a los tres estados, para abordar la crisis financiera. El Tercer Estado, insatisfecho con su falta de poder, se autoproclamó Asamblea Nacional, lo que llevó a la toma de la prisión de la Bastilla en París el 14 de julio de 1789, simbolizando el inicio de la revolución.

Reinado del terror

La revolución dio un giro radical con el surgimiento del Comité de Seguridad Pública, dirigido por Maximilien Robespierre. Este período, conocido como el Reinado del Terror (1793-1794), fue testigo de ejecuciones masivas y persecución de los supuestos enemigos de la revolución.

Ascenso de Napoleón Bonaparte

La revolución finalmente dio paso al ascenso de Napoleón Bonaparte, un general militar que tomó el poder en 1799 mediante un golpe de Estado. Estableció un nuevo gobierno, el Consulado, y más tarde se declaró Emperador, poniendo fin a la revolución.

Maximilien Robespierre

Maximilien Robespierre

Impacto

 

Derrocamiento de la Monarquía

La Revolución Francesa resultó en el fin de la monarquía borbónica y el establecimiento de una República, marcando un cambio de la monarquía absoluta a una forma de gobierno más democrática.

Menos Poder de la Iglesia

La revolución provocó una importante secularización de la sociedad francesa, ya que disminuyó la influencia de la Iglesia Católica y se establecieron nuevas leyes e instituciones basadas en principios seculares.

Propagación de ideas revolucionarias

La Revolución Francesa tuvo un profundo impacto en el resto de Europa y más allá. Inspiró movimientos y levantamientos revolucionarios similares, así como la difusión de ideales revolucionarios como el nacionalismo, el republicanismo y el concepto de soberanía popular.

Era napoleónica

El ascenso al poder de Napoleón Bonaparte y su posterior gobierno tuvieron un impacto duradero en Europa. Sus conquistas y reformas militares remodelaron las fronteras políticas, los sistemas legales y la gobernabilidad en muchas partes del continente.

Legado de la Revolución

La Revolución Francesa dejó un legado complejo. Simbolizó la lucha por la libertad y la igualdad, pero también fue testigo de la violencia, la inestabilidad social y el extremismo político. Sus ideales continúan dando forma al discurso y los movimientos políticos modernos.

Los Borbones

Los Borbones

 

 

 

La Revolución francesa (en francés: Révolution française) fue un conflicto social y político, con diversos periodos de violencia, que convulsionó Francia y, por extensión, a otras naciones de Europa que enfrentaban a partidarios y opositores del sistema conocido como el Antiguo Régimen. Se inició con la autoproclamación del Tercer Estado como Asamblea Nacional en 1789 y finalizó con el golpe de Estado de Napoleón Bonaparte en 1799.

Si bien después de que la Primera República cayó tras el golpe de Estado de Napoleón Bonaparte, la organización política de Francia durante el siglo XIX osciló entre República, Imperio y Monarquía constitucional, lo cierto es que la revolución marcó el final definitivo del feudalismo y del absolutismo en el país y dio a luz a un nuevo régimen donde la burguesía, apoyada en ocasiones por las masas populares, se convirtió en la fuerza política dominante. La revolución socavó las bases del sistema monárquico como tal, más allá de sus estertores, en la medida en que lo derrocó con un discurso e iniciativas capaces de volverlo ilegítimo.

 

 

Juega con Total War: Napoleón (Canal hugothester) mientras descubres la Historia de la Revolución Francesa (Canal Academia Play)

administrator
Creador de Juega la Historia y un apasionado de la Historia y de los juegos de estrategia histórica.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *